Cuatro vecinos de Tomelloso serán juzgados la próxima semana por vender drogas en una tienda de chuches

0
131

La Sección Primera de la Audiencia de Ciudad Real ha señalado para el martes y el miércoles de la semana que viene el juicio contra cuatro vecinos de Tomelloso acusados de haber utilizado una tienda de comestibles de esa localidad, Chuches Lili y Mai, para traficar con cocaína y hachís.audiencia-provincial-de-ciudad-real

La investigación es del año pasado y concluyó con la entrada y registro en los domicilios de los acusados en los que la Guardia Civil halló algo más de 200 gramos de cocaína y más de medio kilo de  cannabis sativa y de hachís entre otros indicios que probarían que los acusados se dedicaban al trapicheo de drogas.

Además el ministerio público cuenta con intervenciones de la Guardia Civil que siguió a supuestos compradores hasta la tienda y luego les ocupó droga.

Por estos hechos el fiscal pide siete años y nueve meses de cárcel para F.G.G. y C.G.G., dueños de la tienda de chuches, y seis años y tres meses para A.J. y A.A., que supuestamente les ayudaban en  el negocio ilícito.

En las entradas y registros en los domicilios de los imputados se decomisaron 187,39 gramos de cannabis sativa con una riqueza del 13,8%, además de otros 670 gramos de cannabis sativa con riqueza media del 10,1%;  4,58 gramos de cannabis sativa y restos de cannabis; 0,44gramos de hachís, 207,16 gramos de cocaína con una riqueza media de 25,9%;  20,16 gramos de hachís; 10,14 gramos de cocaína con riqueza meda de 10,4%, 11,84 gramos de cocaína con riqueza media de 20,4%, 39,25 gramos de cocaína con riqueza meda de 25,2%; 3,49 gramos de mezcla de fenacetina, cafeína, lidocaína y tetracaína.

“El conjunto de las sustancias referidas asciende, en cuanto a precio en el mercado ilícito a trece mil quinientos cincuenta y nueve euros con setenta y cinco céntimos en total”, dice el escrito de acusación provisional del fiscal.

Hasta el mes de octubre tres de los cuatro acusados estaban en situación de prisión provisional comunicada y sin fianza y al cuarto imputado, A.A., se le impuso una fianza de 5.000 euros.