Poesía y fotografía se dan la mano en la exposición de Margarita García

0
70

Ante la presencia de numerosos amigos, familiares, políticos de todas las épocas y compañeros de trabajo, ayer se inauguraba en la Posada de los Portales una exposición de fotografías de Margarita García. Además de las imágenes, la poesía también es protagonista en la muestra, una disciplina en la que la autora afirmó sentirse muy cómoda y que sirvió para enriquecer esta inauguración con la lectura de varios textos.

La concejala de Cultura, Mª Dolores Coronado, felicitó a la protagonista, una persona muy conocida y con una larga trayectoria profesional, destacó, que ha traído a la Posada una muestra de imágenes de Tomelloso y sus gentes desde la perspectiva que Margarita García quiere ofrecer.

De su extenso archivo que cuenta con más de 25.000 fotografías, y con la inestimable colaboración de su hijo Tristán, se ha hecho una selección de las 50 imágenes que forman parte de la muestra, una labor ardua, explicó, que finalmente se llevó a cabo con éxito.

La temática, muy alejada del devenir cotidiano de las labores periodísticas de la autora, incluye personajes, rincones de Tomelloso y amigos de Margarita, todo ello bajo el prisma de la espontaneidad más rabiosa que ha intentado plasmar en las imágenes. Se trata por tanto, según explicó, de un canto a la espontaneidad y también de un regreso a la infancia, de ahí el nombre de la muestra “La Calle de la Luz”, intentando recrear esa luz mágica que recuerda de su niñez por las calles y plazas de Tomelloso. Se trata, en definitiva de una metáfora del interés de las personas.

Margarita García Morales, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad Complutensede Madrid ha realizado cursos de Información y Comunicación Social en la Universidad Menéndez Pelayo de Santander. Comenzó su actividad profesional realizando prácticas en la Agencia EFEy en el Diario Informaciones y realizó un curso de Fotografía en la Escuela de Arte y Superior de Diseño “Antonio López” de Tomelloso.

En su carrera profesional cuenta con 15 años de experiencia como fotógrafo y 20 como corresponsal en el diario Lanza y anteriormente en el Semanario CANFALI en Valdepeñas y Tomelloso. Ha sido colaboradora en diversas cabeceras como Diario 16, el Mundo y El Periódico del Común de la Mancha.

También ha participado como monitora de diversos talleres de literatura, periodismo, radio, prensa libre y en diversos programas municipales como la Universidad Popular, Alcazul y la Escuela de Verano.

Ha recibido diversos premios de poesía, teatro y narrativa breve en la Fiesta de las Letras de Tomelloso, Premio Rafael Alberti de Madrid, Premio Fiestas del Vino en Valdepeñas, Socuéllamos, Albacete…; así como premios de Fotografía Social sobre inmigración.